Cambios de comportamientos que advierten

•PDF••Imprimir••E-mail•

EL OFICIO DE LA VERDAD

“Nunca le creas a los gobiernos, a ninguno, ni una palabra de lo que digan. Observa con desconfianza todo lo que hagan”. “La verdad es siempre subversiva”. (Homenaje a Martha Gellhorn)

 

Por Zelmar Lissardy (http://eloficiodelaverdad.blogspot.com).

Economía presentó el lunes al consejo de ministros su proyecto de rendición de cuentas 2012. El escenario en el que se basa es de un optimismo desconocido. Nadie objetó nada

 

El actual equipo económico del gobierno de Uruguay ha tenido una característica desde 2005: su riguroso cuidado al presentar proyecciones (qué escenarios esperan que se cumplan). Un día pregunté en conferencia de prensa al actual vicepresidente, entonces ministro de Economía, Danilo Astori, por qué siempre se quedaban cortos en sus cálculos, si era por cautela o estaba dando un uso político a esa conducta. El funcionario, con desconocida sinceridad, respondió que "siempre es mejor quedarse corto, que pasarse" (de optimismo). Aunque no lo dijo, sugirió que para un técnico al servicio de la política, si el escenario que llega es mejor que el previsto no tendrá que explicar nada y quedará como un previsor; en cambio, si el escenario es peor, deberá dar muchas explicaciones, por lo menos en la interna, y enfrentar una devaluación de su palabra, algo muy grave para un ministro de Economía. Como sea, Astori mostró que la tenía bien clara.

 

Quién sucedió a Astori en Economía, Fernando Lorenzo, que en el anterior gobierno manejaba Macroeconomía del ministerio, fue quien formuló el anuncio a sus colegas el lunes, reunidos en consejo (con el presidente). Les dijo que el escenario que viene espera un crecimiento de la economía del 4%, un déficit fiscal de 1,7% del producto interno bruto, una inflación apenas por encima del 7% (7,34%) cuando el Banco Central prometía que no superará 6%, y que el tipo de cambio (valor del dólar) aumentará más del 7% en 2012. Todas las metas de Lorenzo discrepan con los pronósticos de organismos internacionales, y analistas locales y extranjeros (salvo algunos locales que se siguen alineando a lo que el gobierno piensa). En general, los cálculos dicen que habrá un crecimiento de la economía de 3,5% con todo el viento a favor (que no suba más el petróleo, que no caiga más el valor internacional de las materias primas alimenticias, que Argentina no siga determinando lo que deja entrar y lo que prohíbe salir de su territorio, que Brasil crezca lo suficiente como para sostener su demanda de Uruguay mientras la economía global arranca de una vez). Más allá de que el futuro le pueda dar razón, Lorenzo acaba de romper el principio de austeridad de su antecesor al trazar escenarios.

¿Por qué este cambio de conducta? ¿Es un signo de fortaleza o de debilidad en un momento que el entorno económico de Uruguay empeora visiblemente? ¿Será que el señor Lorenzo se acostumbró a que todo lo que no se hace o cuando se equivoca, se tapa emitiendo más deuda pública?

-

 

 

 

  Alicia Silva Propiedades  Tacuarembó Hotel

Viseport     logo dini

                                                                                                                                                                                                      Logo America   logo sakura_tenebroso